jueves, enero 05, 2006

Procesos Híbridos: Monotipia - Experimentaciones gráficas y el "diálogo" entre los medios







Por Paula Almozara

Hablar de monotipia como un proceso híbrido no es justificar su posición delante de otros procedimientos de grabado, mas sí establecer un diálogo entre los medios. Pues al considerar cuestiones históricas asociadas al proceso de la monotipia, veremos ejemplos importantísimos de artistas como Castiglione, Renoir, Rembrandt, Klee y otros que, por sí sólo, ya establecieron la importancia del proceso.

Esa cuestión que envuelve la consideración de la monotipia como proceso asociado al grabado, o simplemente considerándola o no como grabado, es bastante controvertida por rozar definiciones que determinan como grabado apenas a procesos donde la incisión de la matriz es el elemento constructor de la imagen.

Pensado desde ese punto de vista, muchos otros procesos que, hoy en día, consideramos como grabado, tales como la serigrafía y la litografía, también estarán alejados de la clasificación. En ese punto, pienso que la clasificación de los procesos es algo que puede establecerse con bases amplias, para evitar discusiones infructíferas.

Tal vez sea más interesante pensar ahora en las cualidades gráficas ofrecidas por los medios y la monotipia es un ejemplo de proceso absolutamente experimental, donde se juntan características de grabado, de diseño y de pintura.

De esa forma, comencé mis búsquedas con la monotipia por sentir una gran necesidad de utilizar un proceso gráfico, donde fuese posible incorporar elementos de la impresión gráfica, de la fluidez del diseño y de la materiade la pintura, especialmente en lo que dice respecto a la superposición de capas.

No fue un encuentro inmediato, pasé por innumerables tentativas frustrantes y muchas situaciones donde era bastante complejo incorporar el azar (eso es un asunto para otra discusión). Los trabajos iniciales también se formaron a partir del collage en la construcción de las imágenes lo que, posteriormente, fue sustituyéndose por la superposición de capas de impresión.

Básicamente los materiales que utilizo son la tinta tipográfica (tinta para offset), planchas de aluminio, planchas de poliestireno y también planchas de cobre. La impresión es bastante variada y va desde la utilización de impresión manual directa hasta impresión con prensa calcográfica. El proceso de monotipia, de modo general, permite englobar sobre la misma "matriz" varios tipos de construcción de imagen que se da, tanto por medio de la adición como por medio de la sustracción de tinta, sobre las planchas de metal y/o poliestireno.

En términos técnicos, la "matriz" puede ser cualquier superficie que permita el entintado y la subsiguiente pasada de tinta para un sustrato, donde el frotado también puede ser incorporado como un dato del proceso. Inclusive en trabajos más recientes, comencé a utilizar el propio papel como matriz para la monotipia, los resultados han sido muy interesantes y enfatizan mi búsqueda poética sobre la cuestión de superposición de capas. La aplicación de diversas etapas de impresión es un factor determinante de mi trabajo actual.

Esas etapas incluyen superposición de grabados en hueco, especialmente punta seca sobre aluminio y también grabados en hueco sobre plancha de poliestireno cristal. El poliestireno es un material bastante maleable y sobre él es posible realizar áreas texturadas gracias a las que posteriormente en la impresión se revelan manchas gráficas bastante precisas. La construcción de esas texturas se da por medio de solventes que favorecen la suavidad de la superficie de la plancha donde es posible, de ese modo, aplicar las texturas, ya sea por presión basada en el frotado o solamente apenas por la pasada de un pincel.

Esos métodos todavía carecen de mayor precisión descriptiva por tratarse de acciones experimentales, mas ya es posible establecer un conjunto de acciones bastante expresivo.

En una visita reciente a Porto Alegre, por invitación del Núcleo de Gravurado Río Grande do Sul, tuve la oportunidad de ofrecer en Santander Cultural un taller de monotipia, donde por dos días realizamos diversas experimentaciones gráficas. La fascinación causada por el trabajo como medio llevó a los participantes a acceder a nuevas posibilidades gráficas y espero, con eso, haber contribuido a una mayor libertad y apoyo de la experimentación.

En fin, me gusta pensar en la utilización del término monotipia para describir no sólo a mi trabajo, sino para describir una acción que abarca un proceso experimental, híbrido e instigador de las distintas posibilidades de diálogo en la construcción de la imagen.

P.A. es artista plástica y grabadora, integrante de Atelier/8, coordinadora del Grupo Gravura y profesora doctora de la FAAL, San Pablo, Brasil. Este artículo fue publicado en Gravura en Noticia, año V, N° 13, diciembre de 2005, editado por el Núcleo de Gravura de Río Grande do Sul, Brasil. Agradecemos a la Dra. Almozara por su autorización para publicarlo en Juana.

Imagen: Verre, grabado de Paula Almozara, técnica mixta (punta seca, monotipia y pochoir), impreso con tinta sepia, plata y negra, 25 cm x 25 cm, año 2005.

Traducción del portugués: Iris Pérez Ulloa

No hay comentarios: